Diego Alberto Revelo Castro (ilustración) y Álvaro Gilberto Ramos López (guión) obtuvieron el primer lugar en el 2° Concurso de Dibujo Manga Oitsuke! Oikose! con Taller de verano.

Diego es ilustrador freelance y Álvaro combina sus estudios de economía con la edición y la escritura.  Ambos forman un dúo que tiene varios proyectos en mente y la meta de profesionalizarse en el mundo de las historietas.

Ganadores del Concurso Oituske! Oikose!

Ganadores del Concurso Oitsuke! Oikose!

Los inicios

Diego Revelo (DR): He dibujado desde siempre, pero el momento que marcó una dirección a seguir fue la secundaria. Comenzó como un juego y pasatiempo, junto a unos amigos creamos una historia sobre unos jóvenes que formaban una banda de rock. De ahí siguió otra historia y otra, y me di cuenta que mi vocación iba por ahí, dibujar o crear historias para que la gente se emocione y sea feliz.

Álvaro Ramos (AR): Siempre fui un lector más que nada. Si dibujaba era imitando lo que leía en esa época; es decir, Tintín y Condorito. Mi interés por el manga nació en la secundaria, me dije: “¡me gustaría hacer esto!”. No he tenido ningún entrenamiento formal, empecé con fanfiction y mi primera ficción original se llamó Fina Crueldad, una historia sobre pandillas y chicos con poderes extraños.

 

Referentes y gustos en ilustración y creación de historietas

DR: existen varios artistas cuyo estilo/línea me gusta mucho aunque eso no los hace automáticamente “referencia”. Los que más me impactaron son Ken Akamatsu (Love Hina) y Akira Akatsuki (Medaka Box). Los fondos de Inio Asano, serán retocados, pero qué bien encajan los personajes en ellos.

AR: Love Hina me impactó y fue uno de los primeros mangas que leí. También me gusta el trabajo de la dupla de Tsugumi Ohba y Takeshi Obata (Death Note y Bakuman). Mis escritores favoritos e influencia en mi escritura son Mark Waid (Kingdom Come), Neil Gaiman (Sandman), Bill Willingham (Fables). Y soy un gran fan de la historietista uruguaya Maco y de los escritores argentinos de historieta Carlos Trillo (El Síndrome de Guastavino) y H. G. Oesterheld (El eternauta).

Tener en cuenta al crear historias

DR: Lo más directo que puedo decir del manga es que es “disfrute”. Y no solo lo leo porque esté bien dibujado, también por su propio mensaje o porque simplemente es entretenido. Me hacen feliz. E igual pasa con crear historias e ilustrar. Pese a lo complicado que puede ser mantener el ritmo de lectura, lenguaje visual, la cantidad de texto o las páginas/escenas el resultado final es gratificante.

AR: Disfruto de las historietas como un cinéfilo con el cine o un melómano con la música. Me gusta incluso leer ensayos sobre historietas, estudios de procesos, experiencias de autores, etc. Es un campo al que me quiero dedicar como escritor.  Coincido con Diego en la importancia del ritmo, y agregaría que hay que tomarse tiempo en escribir, estudiar los géneros, conocer las ventajas del medio visual y explotarlas o expandirlas. Es un trabajo de revisión, edición y re-escritura constante. ¡Ah, y saber recibir una dura crítica! Nadie nace siendo el Jack Kirby u Osamu Tezuka de su generación.

Comentarios